menu Menú
I Love Sneakers

Review en profundidad de las Nike AlphaDunk

Muy buen producto técnico. Muy competente ugly shoe

Muy buen producto técnico. Muy competente ugly shoe

Hemos probado las Nike AlphaDunk y, a ver, que como modelo técnico molan… si eres pívot.

Que igual estáis esperando otra cosa porque son más feas que un calcetín sudao, pero es que para alguien que tiene que bregarse bajo los tableros tienen todo lo que se espera de una zapatilla. Agarrarse, que despegamos.

¿Qué hemos probado?

Pues el tope de gama de Nike sin apellido alguno de un jugador, en activo o retirado, de baloncesto.

Nike AlphaDunk
Detalle de una parte de lo mejor de esta zapatilla.

Las AlphaDunk están sensadas para sustituir la saga de las HyperDunk que durante 10 versiones han dejado el listón muy alto, la verdad es que en esta casa podemos decir que tenemos la mente limpia y, al contrario que la propia marca, no podemos compararlas con ellas porque no las hemos tenido. Cosas que pasan.

Lo que sí sabemos es que cuentan con una unidad Zoom enorme en el antepié que siempre va a estar ahí para ayudarnos a ¿despegar?

Y es que esa es una de las razones que Nike utiliza como argumento de venta, aunque de momento no hemos visto aún muchas por las pistas (que no quiere decir que no las haya, solo que no las hemos visto).

A todo esto se une el knit muy parecido al que vemos últimamente en las LeBron y un talón reforzado con detalles que van variando en los modelos que han llegado hasta ahora. Poco más o menos eso es lo que Nike nos cuenta en su vídeo promocional:

Y ahora, a lo que vamos. A la review con su opinión.

Tracción

Pues la primera sorpresa. El patrón circular funciona de maravilla. Obviamente, es una zapatilla pensada por y para pívots, el público más habitual que tenían las HyperDunk, así que parecía lógico que para los movimientos en el poste y dentro de la pintura, ese patrón circular era fundamental.

¿Por qué es esto una sorpresa?

Nike AlphaDunk
La suela de las Nike AlphaDunk

Pero la sorpresa viene porque las zapatillas agarran mucho y muy bien en prácticamente cualquier circunstancia. Y, si os fijáis bien, veréis que la forma es muy parecida a la de una huella dactilar.

En este caso contamos con una suela translúcida (cuya durabilidad en exteriores es tirando a escasa), y eso suele ser garantía de de agarre. Pero en esta ocasión la tracción no sufre. Hay espacio suficiente para que la suciedad y el polvo no se acumulen en la suela. Y si la pista está sucia, una pasada rápida y solucionado.

Amortiguación

Intachable. En serio.

Partamos de la base del escepticismo que causaba de primeras una unidad tan grande. No grande porque ocupe todo el antepié (si es reactiva, lo será, da igual el tamaño, porque lo que importa es la presión del aire dentro), sino porque al ser tan alta pensábamos que iba a generar algún problema. Y más bien ha sido todo lo contrario.

Nos hemos encontrado con una zapatilla que es muy reactiva, bueno, más de lo imaginado. Ayuda mucho en rebotes disputados, donde muchos de los apoyos se hacen directamente sobre el antepié (vamos, de puntillas).

Nike AlphaDunk
La gigantesca unidad Zoom desde la parte fronto-lateral

Claro está, la sensación de la pista no está ahí. No se pierde del todo pero no estamos ante unas PG3 o unas Kyrie, verdaderas tablas que no son las mejores opciones para un pívot (al menos a priori), pero es lo menos importante.

En cuanto al talón, la presencia de mucha muchísima goma no sólo ayuda a que los saltos y caídas sean seguros, sino que también protege, aunque no esperéis milagros.

Ajuste

Mñé. Va con notable, pero porque el talón es una auténtica maravilla que marca la diferencia en estas AlphaDunk.

No esperéis sorpresas: la zapatilla es amplia. Eso viene bien porque ayuda a meter el pie, pero obligamos al FlyWire a tensionarse mucho. ya que el efecto calcetín del Flyknit no es tan acusado como en las LeBron.

En cuanto a la lengüeta, es ligeramente rígida y cuesta colocarla en su sitio, pero una vez atada la zapatilla no se mueve, lo cual es de agradecer.

A pesar de esos puntos flacos, el talón es una maravilla. Protege toda la zona y la parte inferior del tendón de Aquiles (aquí a los gustos, os molestará si os molestan las zapatillas altas), manteniendo el pie sujeto en todo momento y bloqueado, evitando así movimientos inesperados del pie dentro de la zapatilla. Y eso es mucho más importante de lo que nos imaginamos, porque un ajuste malo y adiós rodillas, tobillos y todo lo que se ponga por delante.

Ah, y una cosa que hace bajar la nota mucho: la plantilla no es extraíble. Y aunque haya bastante espacio dentro de la zapatilla, igual no es buena idea.

Nike AlphaDunk
El talón, la maravilla

Comodidad

Si algo puede definir para esta casa las Alphadunk, es la comodidad. Toda la del mundo. Por un lado el knit permite que estemos cómodos, más aún cuando no es el más apretado del universo.

La mediasuela tan alta con esa unidad Zoom sobredimensionadísima y la espuma además permite que las rodillas y los tobillos se descarguen de muchas vibraciones, permitiendo así no sólo que estemos cómodos jugando en cualquier momento, sino también aligerando las recuperaciones mucho. Y jugando dos partidos seguidos os aseguramos que eso es mucho.

Luego ya vienen otras consideraciones como que vayan algo sueltas o que la altura pueda llegar a molestar a alguien. Pero en nuestro caso hemos de reconocer que no hemos tenido ningún problema en ese sentido, aunque sí quizá hemos de reconocer que las zapatillas son excesivamente calurosas cuando hace calor en la pista.

Molonismo

Pues aquí baja la nota. Y aunque es algo subjetivo, creo que podemos convenir en que estas zapatillas no son las más bonitas de la historia.

Si bien las Zoom Rize podemos considerarlas unas zapatillas más o menos ponibles, las AlphaDunk pocas veces las sacaremos de la caja más allá de echar unos tiros o una pachanguilla.

Son muy grandes, algo que quienes vivimos el baloncesto de los 90 nos recuerdan mucho a los modelos exagerados que llevaban los pívos por esa época. Pensamos en las Ewing, las Flight 95 o cualquiera de las de Shaq, modelos superlativos para seres humanos superlativos.

Eso hace que no sean para todos los públicos y, aunque a nosotros nos gusten, no son las mejores para intentar recuperar la sangría de ventas del baloncesto.

En este caso, además, nos encontramos con una referencia loquísima que, en principio molaría mucho, pero que en ejecución deja bastante que desear. El modelo que hemos probado es el que rememora el Dunk of Death y aunque cuenta con algunos detalles molones (la plantilla con la fecha del mate de Vince Carter sobre Weis), en realidad se aleja de lo que esperamos de un tope de gama.

Review: Nike AlphaDunk 1 - Bas-ket-ces-to I Love Sneakers
La fecha del «Dunk of Death» en la plantilla

Para más inri, no han llegado las versiones PE con las que estuvo jugando Marc Gasol en el Mundial… y ha vuelto a llevar las HyperDunk X esta temporada, así que algo parece estar fallando en una zapatilla que para jugadores como él suena, a priori, perfecta. ¿Que no lo creéis? Pues os enlazamos la imagen de las zapatillas de Marc Gasol en el partido del 16 de noviembre de 2019 contra los Mavs.

Nuestras conclusiones de estas AlphaDunk

Pues dejando de lado la parte vistosa, tenemos una zapatilla técnica más que interesante, especialmente para jugadores muy metidos en la pintura que necesitan pivotar y, además, quieren que sus rodillas no sufran demasiado. Es decir, para jugadores con un tipo de juego de muy concreto.

Además, no son tan lentas como podríamos esperar de unas zapatillas tan grandes y agarran bastante bien, aunque en pistas exteriores seguramente sufran, y mucho.

No obstante, el precio es muy loco. Casi el mismo precio que unas LeBron, y aunque cuenten con mucha de la mejor tecnología y construcción de Nike, la verdad es que por menos dinero están las Zoom Rize o cualquiera de las otras signatures que están ahora mismo en el mercado.

Eso sí, si rascáis por ahí, hay sitios en los que ya las podéis encontrar en precios más ajustados.

Nike AlphaDunk

180€
8.6

Tracción

9.0/10

Amortiguación

10.0/10

Ajuste

8.0/10

Comodidad

10.0/10

Molonismo

6.0/10

Pros

  • El pedazo de cacho de trozo de Zoom
  • Más rápidas de lo que parecen
  • Una muy buena tracción
  • Protección a raudales

Contras

  • Zapatillas "muy de pívot"
  • Grandes, exageradas, enormes
  • El ajuste puede llegar a ser difícil


Anterior Siguiente

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

keyboard_arrow_up